LOADING

Type to search

Nueve detenidos y tres muertos en Brasil deja el robo del siglo en Paraguay


Redacción
martes, abril 25, 2017
Según el diario paraguayo ABC Color, actualmente unos 350 policías militares participan en los operativos en la frontera, con helicópteros y agentes de la policía federal; además, se creó un gabinete de crisis que opera en la zona de la frontera. Otros 400 agentes fueron convocados para reforzar los operativos en las ciudades cercanas a la frontera con Paraguay, con el fin de dar con todos los implicados que se refugiaron en ese país.

Unos 50 pistoleros brasileños y paraguayos protagonizaron el llamado «asalto del siglo», durante las primeras horas del lunes en la empresa de caudales Prosegur de Ciudad del Este, en Paraguay, en la triple frontera con Brasil y Argentina, a 350 kilómetros de Asunción.

Hasta el momento se informó que fueron detenidos nueve sospechosos, uno de los cuales fue herido y tres resultaron muertos al enfrentarse a la policía, informó Iván Leguizamón desde la sede de la Policía Federal de Brasil, con asiento en Foz de Iguazu.

Además, se logró recuperar parte del botín, aún no contabilizado en su totalidad, así como siete automóviles, siete kilos de explosivos, dos barcos y una ametralladora calibre .50, presuntamente usados en el atraco.

Los sospechosos fueron detenidos por la policía en Brasil luego de un asalto a una empresa de transporte de caudales en la fronteriza Ciudad del Este, en Paraguay. Fuentes policiales bautizaron al hecho como «el robo del siglo».

La policía del estado de Paraná exhibió fajos de dólares y otras divisas en bolsas de plástico, así como un poderoso rifle automático.

En total, seis rifles de asalto fueron encontrados, así como munición, dos botes y siete vehículos. No se informó sobre cuánto dinero producto del asalto perpetrado el lunes fue recuperado, pero en principio se estimaba que la cifra podría alcanzar la suma de unos 40 millones de dólares, un hecho desmentido por ejecutivos de la empresa.

Juan Cocci, director ejecutivo de la multinacional Prosegur, dijo a radio Mitre de Buenos Aires que el monto total robado asciende a $9 millones. «Esto ya nos ocurrió cuatro veces en Brasil. Ayer se hizo un trabajo bárbaro a pesar del mal día. Se hizo el recuento rápido y se garantizó la atención a nuestros clientes», dijo Cocci a radio Mitre.

Según el diario paraguayo ABC Color, actualmente unos 350 policías militares participan en los operativos en la frontera, con helicópteros y agentes de la policía federal; además, se creó un gabinete de crisis que opera en la zona de la frontera. Otros 400 agentes fueron convocados para reforzar los operativos en las ciudades cercanas a la frontera con Paraguay, con el fin de dar con todos los implicados que se refugiaron en ese país.

Los detenidos fueron consultados sobre la cantidad de dinero que llevaron, pero ninguno supo precisar montos, según ABC Color, pues manifestaron que el grupo se separó durante la huida y cada célula llevó una parte del dinero, entre dos y tres costales respectivamente.

Según informaron autoridades de ambos países, además de los detenidos tres hombres murieron durante el tiroteo. Los asaltantes usaron armamento pesado y explosivos para destruir las paredes del local y acceder a los depósitos, mientras atacaban de forma simultánea la sede de la Policía local e incendiaban más de una docena de vehículos como táctica de distracción. Un policía murió en el asalto.

La sede de la empresa Prosegur quedó prácticamente en ruinas. Las autoridades paraguayas señalaron que el violento asalto duró unas tres horas y lo atribuyeron a criminales brasileños.

Los informes policiales identificaron a miembros del brasileño PCC (Primer Comando Capital) entre los integrantes de la banda, el grupo criminal organizado que opera desde Sao Paulo. Los investigadores consideran que el PCC se ha hecho con el control de la zona en torno las ciudades de Ciudad del Este en Paraguay y Foz do Iguaçú en Brasil, conocida desde hace tiempo por la fuerte presencia de grupos criminales.

Tags:

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *