LOADING

Type to search

¿Estamos preparados para enfrentar el coronavirus?

Álvaro Campo Ojeda
Universidad Casa Grande
martes, enero 28, 2020
Los coronavirus son virus de transmisión aérea pero también se pueden transmitir por objetos o sustancias recientemente contaminadas, cuando las tocamos y luego nos pasamos las manos por la cara o la boca, tal como ocurre con el virus de la gripe. Sin embargo, la Comisión Nacional de Salud de China confirmó la transmisión entre humanos, además de que el coronavirus es contagioso incluso antes de mostrar síntomas

Un nuevo coronavirus ha puesto en alerta máxima a las autoridades sanitarias de todo el mundo. Ecuador no está alejado de ello y ya se toman las medidas de precaución para identificar posibles casos y aplicar controles en puertos, aeropuertos y fronteras.  Además de dotar de insumos médicos, en especial a los pacientes con alguna patología adicional.

Más aún cuando el domingo 26 de enero, a través de un comunicado, el Ministerio de Salud informó que estudia un caso sospechoso de coronavirus en el país. Se trata de un ciudadano de nacionalidad china de 49 años, que regresó a Quito el 21 de enero pasado, después de visitar Hong Kong. La muestra tomada al paciente ha sido enviada al Instituto Nacional de Investigación en Salud Pública (Inspi) y a Atlanta (EEUU).

Los coronavirus (CoV) son una gran familia de virus que ocasionan enfermedades que van desde un resfriado común hasta enfermedades más graves. Un nuevo coronavirus es una nueva cepa que no se ha identificado previamente en humanos. Solo en China, país en el que tuvo origen el coronavirus, se reportan 81 muertos y 2 835 infectados.

Una vez que se lo contraiga los síntomas son los generales de una gripe o un resfriado común: decaimiento, tos, estornudos, tos seca, fiebre y dificultad respiratoria. Luego se agudizan intensificándose dando paso a la aparición de sintomatología de neumonía.

Los coronavirus son virus de transmisión aérea pero también se pueden transmitir por objetos o sustancias recientemente contaminadas, cuando las tocamos y luego nos pasamos las manos por la cara o la boca, tal como ocurre con el virus de la gripe. Sin embargo, la Comisión Nacional de Salud de China confirmó la transmisión entre humanos, además de que el coronavirus es contagioso incluso antes de mostrar síntomas.

Una vez que se lo contraiga los síntomas son los generales de una gripe o un resfriado común: decaimiento, tos, estornudos, tos seca, fiebre y dificultad respiratoria. Luego se agudizan intensificándose dando paso a la aparición de sintomatología de neumonía.

Quienes presenten estos síntomas deben acudir inmediatamente a un centro médico para una correcta atención médica. Por ningún motivo se aconseja auto medicarse ni con antibióticos, ni antiinflamatorios, que no sean prescritos por los médicos.

Los grupos más vulnerables para contraer este tipo de virus son los niños, los adultos mayores y quienes han sido diagnosticados con alguna patología adicional, por ejemplo, las personas con inmunodepresión, diabetes y cáncer, etc. Además de aquellas que presenten alguna patología cardíaca, renal o enfermedad crónica. Los fumadores crónicos, hipertensos, también son vulnerables al coronavirus.

Por esto, la ciudadanía, en general, debe adoptar las medidas necesarias para evitar contagios y su propagación. Lo fundamental es el lavado de manos con agua y jabón por aproximadamente 20 segundos. Si no están disponibles se puede utilizar alcohol antiséptico o gel antibacterial, además del uso frecuente de mascarillas.  Asimismo, para mantener un sistema inmunológico fortalecido es vital la alimentación equilibrada, que contenga grandes dosis de vitamina C, frutas y verduras, porque contienen antioxidantes y ayudan al organismo a defenderse del virus.

Es necesario evitar el alcohol y de cigarrillos. Si una persona presenta los síntomas no debe acudir a lugares de concentración masiva, como escuelas, colegios, salas de cine, centros comerciales, ni utilizar el transporte masivo, por existe un alto riesgo de esparcir el virus. Las personas sanas que necesiten acudir a un lugar aglomerado, necesitan usar mascarillas para protegerse de las personas que probablemente estén estornudando o tosiendo.

En 2012, el país ya se tuvo la experiencia de la influenza AH1N1 y mucho de ese conocimiento quedó, al igual que los recursos y las medidas pues son las mismas que se deben aplicar en caso de que el coronavirus llegue al país.

Tags:

Temas relacionados

Deja un comentario