LOADING

Type to search

‘Haber tenido a mi hijo me ha hecho más eficiente en mi trabajo’


Ana Trueba
Universidad San Francisco de Quito
domingo, mayo 12, 2019
Las madres no estamos ahí para moldear a los hijos.  Como padres a veces pensamos que sabemos lo que es mejor para ellos y su futuro. Esto puede llevar a que les tratamos de imponer, controlar y cambiarles

Para mi ser madre es ser una guía para mi hijo y acompañarle en el proceso de autoconocimiento, siempre respetando su personalidad. Las madres no estamos ahí para moldear a los hijos.  Como padres a veces pensamos que sabemos lo que es mejor para ellos y su futuro. Esto puede llevar a que les tratamos de imponer, controlar y cambiarles. Cuando están haciendo cosas dañinas hacia ellos mismos o hacia los demás, está correcto tratar de cambiar estas conductas.  Pero cuando ya les tratas de moldear mucho pierdes el interés por conocer a tus hijos, porque ya tienes una idea fija de quienes deben ser.

Ya no se trata de cambiar conductas mal-adaptativas sino de cambiarle a la persona. Puedes llegar al punto de tratar de controlar lo que estudian, como se visten, sus amigos etc. Y esto puede hacer mucho daño.  Para comenzar se atrasa el proceso de autoconocimiento de nuestros hijos.  Ya que no les permitimos que se conozcan a sí mismos y así es como algunas personas desarrollan inseguridades y problemas vocacionales. Por ejemplo estudian carreras que nos les interesan solo para complacer a sus padres. Estos chicos no aprenden a escuchar a la brújula interna que les guía hacia lo que quieren en sus vidas porque están pendientes de obtener la validación de sus padres. Sienten que sus padres no les aceptan y rechazan la persona que son.  Esto puede tener consecuencias para toda la vida. .

Para prevenir esto hay que tratar de tener más curiosidad de conocer nuestros hijos en vez de tratar de moldearles a lo queremos que sean. Cuidar de lo que decimos. Incluso cuando son bien pequeños. Yo estoy tratando de ser una guía para mi hijo de 1 año y medio pero respetando su personalidad y sus intereses. Trato de notar cuando estoy tratando de controlar mucho. Le dejo jugar sin interceder, ni imponer, ni sugerir el juego. Dejando que él me muestre sus intereses, ocurrencias, e ideas.

Hay esta idea entre algunos académicos que si realmente te importa tu carrera no deberías tener hijos. Piensan que ser madre no te permite dedicarte a tu trabajo completamente y esto te quita competitividad. En mi experiencia personal la realidad es otra, una sí puede tener una carrera y ser madre a la vez.  Esto no quiere decir que no ha habido cambios en cómo trabajo desde que soy madre. Haber tenido a mi hijo me ha hecho cambiar como utilizo mi tiempo. Me he hecho más eficiente en mi trabajo porque no hay tiempo para perder.  Mi hijo me hace estar más presente y concentrada, por ejemplo, cuando estoy en el trabajo me concentro en lo que tengo que hacer y cuando estoy en casa me dedico a mi hijo.  En general ser madre me ha hecho mejor académica y persona.

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *